Protección Civil en Tamaulipas vigila dos zonas de baja presión.

Ramón Mendoza S

Reportero

La Coordinación de Protección Civil en Tamaulipas está monitoreando dos sistemas en los trópicos, uno con una alta probabilidad de convertirse en la próxima depresión tropical o tormenta tropical, con una trayectoria proyectada hacia el Golfo de México.

Primero, un área de baja presión se mueve a 20 mph y está a 1,300 millas al este de las Antillas Menores, dijo el NHC en su actualización de las 2 p.m. El sistema está produciendo un área concentrada de lluvias y tormentas eléctricas.

Aun cuando  “es muy pronto para emitir un alertamiento”,  ya que dichos sistemas se  encuentran en el Océano  Atlántico, el titular de PC en el estado, Pedro Granados Ramírez, refirió que el Centro Nacional de Huracanes de Miami a estado reportando estos dos sistemas de baja presión al centro del Océano Atlántico.

“Particularmente reviste el interés de monitorearlo por parte de Protección Civil Tamaulipas dado que traen una dirección oeste y con alta probabilidad de convertirse de entrada en tormenta tropical”.

Por el momento, está en camino de atravesar condiciones ambientalmente favorables aumentando sus probabilidades de convertirse en una depresión tropical o tormenta tropical al 80% en los próximos dos días. 

Tiene un 90% de posibilidades de hacerlo en los próximos cinco días. Varias proyecciones de modelos de tormentas muestran que el sistema se dirige hacia y más allá de la dirección del Golfo de México.

Al señalar que todavía están muy alejados, a más de mil kilómetros al este de las Antillas Menores, Granados Ramírez destacó  que todavía habría que esperar si se van a conformar en una tormenta y después si su trayectoria se sostiene rumbo al Caribe y el Golfo de México.

“Por ahora es un simple monitoreo que vamos a estar dando a estos dos sistemas”.

Los meteorólogos pronostican un desarrollo significativo para la onda a medida que se mueve 20 mph hacia el oeste. Se predice que la tormenta se desacelerará y permitirá que aumente en fuerza y probablemente se convierta en una depresión tropical para este fin de semana al llegar al noroeste del Mar Caribe.