Gustavo Cárdenas pide combatir la corrupción.

La mejor manera de sacar a México del atraso, es combatir la corrupción. Tajante, categórico, rotundo, el coordinador estatal del Partido Movimiento Ciudadano aporta la sencilla receta para aliviar los males que tienen hundida a la patria, la chica y la grande.

Gustavo Cárdenas Gutiérrez, tres veces candidato a Gobernador, ex presidente municipal de Ciudad Victoria, ex diputado federal, ex Senador de la República, continúa perseverando en su lucha contra los farsantes de la política.

Dentro de dos semanas sostendrá en la Ciudad de México, una entrevista con el presidente nacional de MC, senador Dante Delgado Rannauro, para conocer los lineamientos que regirán los procesos internos de selección de candidatos.

Cárdenas Gutiérrez es partidario de abrir espacios de participación a los jóvenes y a las mujeres, para que la sangre nueva, fresca, revitalice el ejercicio del poder.

En un reciente trabajo periodístico de la licenciada Daisy Herrera, de la redacción de El Mercurio de Tamaulipas, Gustavo hizo un pronunciamiento contra el actual estado de cosas, por el mal manejo del gobierno, a nivel estatal y en Ciudad Victoria.

Urgió a la sociedad a emprender una moralización de la función pública, eligiendo a autoridades comprometidas con la transparencia y la rendición de cuentas, para que no incurran “en tantas sinvergüenzadas”.

Es peculiar el caso de Gustavo Cárdenas. Inició su carrera política en el PAN debido a que el PRI le cerró las puertas, y al paso de los años se convirtió en el dirigente del Movimiento Ciudadano.

En 1998 fue candidato a Gobernador compitiendo contra Tomás Yarrington Ruvalcaba y repitió la experiencia en 2004, ahora contra Eugenio Hernández Flores. En el año 2016 compitió a nombre de MC contra Baltazar Hinojosa Ochoa y Francisco García Cabeza de Vaca.

En 1992, el padre de Gustavo, don Jorge Cárdenas González fue candidato del PAN y PRD, a Gobernador. Ganó Manuel Cavazos Lerma. En 2010, José Julián Sacramento Garza, su cuñado, compitió a nombre del PAN, contra Egidio Torre Cantú.

Enrique Cárdenas González, tío de Gustavo, fue Gobernador en el sexenio 1975-1981.

No descarta Gustavo ir por cuarta vez, en el año 2022, por la gubernatura, todo dependerá de las circunstancias del momento, pero él no renuncia a la posibilidad de regir los destinos del Estado.

En su campaña de hace cuatro años, Cárdenas Gutiérrez usó como lema el combate a la corrupción, blandiendo una escoba con la que, dijo, barrería el cochinero provocado por malos servidores públicos.

Reconoce empero, que es difícil acceder a cargos de elección popular debido a que no existe piso parejo, pues el gobierno panista de Francisco García Cabeza de Vaca, interfiere descaradamente en los procesos, con operadores que los ensucian.

Se refirió al gobierno victorense de Xicoténcatl González Uresti, del PAN, que tiene convertida a la capital del Estado en un desastre, según su expresión textual.

Agregó que la corrupción gubernamental acota los espacios democráticos y puso como ejemplo, que Mario Alberto Ramos Tamez renunció al Movimiento Ciudadano para incorporarse al PAN, con el señuelo de que lo harán presidente municipal victorense.

Ramos es diputado federal y ya no quiso saber nada de su partido de origen. Otra diputada pero local, del MC, Patricia Pimentel Ramírez, vota ahora como se lo pida el PAN.

Fueron cooptados para servir al interés político de Cabeza de Vaca.

Se declara convencido que un gobierno surgido de un proceso democrático se rige por las buenas intenciones y mejores resultados, sin saciar apetitos insanos de dinero, sin cobrar comisiones ni inflar costos.

Transparencia y rendición de cuentas, ese es el antídoto contra la corrupción.

Gustavo fue presidente municipal de Ciudad Victoria de 1993 a 1995, cuando gobernaba el Estado Manuel Cavazos Lerma y le hizo la vida de cuadritos, tratando de arruinarle su gestión edilicia.

Pero tuvo Cavazos efectos contraproducentes, porque la gente se volcó espontáneamente a favor de su primera autoridad, sobre todo en aquella fecha en la que la CFE fue al palacio municipal a cortar el servicio, por falta de pago.

La asfixia económica que ordenó Cavazos contra las finanzas municipales produjo situaciones difíciles de afrontar. La cuadrilla de trabajadores que pretendieron desenganchar los cables del tendido eléctrico, fueron obstaculizados y echados en corrida por la gente.

Además, muchas personas acudieron a entregar apoyos económicos y en especie (animales de granja, especialmente), para que el presidente municipal pudiera pagar los compromisos vencidos.

Tamaulipas tendrá elecciones el domingo 6 de junio de 2021, y Gustavo cree que su partido puede obtener muchas presidencias municipales, diputaciones federales y locales, habida cuenta que el PAN, que es el partido del gobierno, es decepcionante.

La gente quiere un cambio y Movimiento Ciudadano se propone erigirse como la opción idónea, con candidatos de perfil ideal, que reúnan juventud pero también experiencia.

Pidió Gustavo gobiernos que hagan más obra pública con menos dinero, porque implica que hacen a un lado las prácticas corruptas. Puso como ejemplo el gobierno de Jalisco, donde manda el MC con Enrique Alfaro Ramírez.

Alfaro se ha convertido en un referente nacional, con un liderazgo inteligente que ha conseguido importantes aportaciones de recursos federales, sin insultar, ofender o desafiar al Presidente de la República Andrés Manuel López Obrador.

Cárdenas Gutiérrez tiene un equipo de colaboradores en el MC que pone especial interés y atención a dos temas: la capacitación y la comunicación en redes sociales. Un grupo de muchachas imparte cursos sobre recientes leyes que defienden a las mujeres.

Usan las plataformas digitales para ensanchar la cobertura de sus mensajes e incorporan por esa vía, a nuevas militantes. Es un partido vigoroso y dinámico, que quiere crecer para postular candidatos y candidatas que cada vez obtengan más votos en las urnas.

Ya está en marcha el doble proceso de renovación de autoridades, pero es prematuro atisbar alianzas partidistas. En 2018 la coalición PAN-MC-PRD ganó 31 presidencias municipales, contra 6 del PRI y 5 de MORENA-PT-PES.

Pero es difícil que PAN y MC vuelvan a conjuntarse pues mantienen agudas rencillas. También es importante hacer destacar, que los delitos electorales son ahora graves, como no lo eran en 2018, cuando el PAN-gobierno se dieron un hartazgo.