Ramón Mendoza S

Reportero

La ineficiencia de la Comapa Victoria por atender el servicio de agua potable en cientos de hogares capitalinos, ha provocado que diversos negocios purificadores de este vital líquido oferten el producto al precio que más les convenga.

Es precisamente esa falta de agua ha generado que las empresas dedicadas a la venta de agua purificada abusen de la necesidad de las personas para obtener el vital líquido, señaló la regidora María del Rosario Rodríguez Martínez.

Dijo que las empresas dedicadas a la venta de agua embotellada han incrementado sus ganancias con la falta del agua, sin embargo, también han realizado un alza al precio del botellón de agua, pues antes el más económico se vendía en los nueve pesos y ahora llegan a costar de 12  hasta los 15 pesos cada botellón que es rellenado.

Mencionó que las autoridades correspondientes como la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) deberían de tomar cartas en el asunto, para evitar los abusos de parte de estas empresas dedicadas a rellenar botellones de agua, pues sin duda alguna están haciendo negocio a costa de la necesidad de las personas.

Enfatizó que es obligación del Ayuntamiento dotar de agua a las personas, mediante la tubería o por pipas, pues cada mes el recibo sigue llegando de manera puntual, a pesar de que en muchos sectores no cuentan con agua.

“La crisis de agua que vive Victoria ha provocado la proliferación de negocios dedicados a la distribución de agua en pipas o purificadoras, las que al aprovechar la coyuntura han aumentado sus precios sin justificación, ni control de autoridades” insistió.

Hasta el mes de diciembre ofrecían el llenado de garrafón a 9 pesos y a casi medio año de distancia subieron el costo 6 pesos por lo que actualmente cuesta 15 pesos llenar un botellón.